Tid  9 timmar 24 minuter

Koordinater 1968

Uploaded den 10 november 2020

Recorded november 2020

  • Rating

     
  • Information

     
  • Easy to follow

     
  • Scenery

     
-
-
1 586 m
580 m
0
4,3
8,5
17,06 km

Visad 120 gånger, ladda ned 6 gånger

i närheten av Otiñar, Andalucía (España)

Magnífica ruta que recorre los cerros alrededor del barranco de la Hoya del Caño. Casi toda la ruta transcurre por las crestas de estos cerros por veredas, excepto la bajada desde el pago de las Cimbras hasta el puerto de la Hoya, que se desarrolla por un terreno muy difícil.

Una novedad ha sido el sendero que viene marcado en los mapas que rodea la cumbre (1.577 m) más alta entre el puerto del Aire y el puerto de la Hoya. En su mayor parte está bien marcado, pero el abandono ha hecho que sea dificultoso transitar por la cantidad de vegetación y los desperfectos de la erosión. Es necesario mirar el GPS con frecuencia y sobre todo hacer piruetas para esquivar la vegetación y los árboles. Sería necesario un buen trabajo de sierra y tijeras de podar.

SEGURIDAD Y DUREZA
Es una ruta muy montañera, para quienes estén bien preparados física y técnicamente. No obstante, no hay problemas de pasos expuestos ni peligrosos.
Es más bien una ruta muy dura por el desnivel acumulado y por la dificultad de andar por ese terreno, lo que explica que tardáramos casi nueve horas y media, a pesar de llevar buen ritmo.
El único punto complicado fue la bajada desde el pago de las Cimbras hasta el puerto de la Hoya. Es muy dificultosa y hasta peligrosa para personas sin experiencia de andar por este tipo de terrenos. Aconsejo regresar al puerto anterior en la cota 1.339 m o buscar cualquier otra salida más airosa.

INICIO DE LA RUTA
La ruta empieza en el vítor de Carlos III donde dejamos un solo coche
https://goo.gl/maps/kuFmErkkmxGjefHQA

Fin de la ruta: casa del pintor o parte baja del barranco de la Hoya del Caño, donde dejamos por la mañana el resto de los coches, con los que nos desplazamos todos hasta el Vítor al terminar la ruta.
https://goo.gl/maps/BSFt6SDEB7L2pf1WA

PARTES teniendo en cuenta la propiedad de los terrenos según el Catastro.
1.-Tramo por la Hacienda Santa Cristina - Otíñar desde el Vítor hasta el puerto de la Hoya. Se trata del polígono 27 parcela 118 referencia 23900A027001180000SJ. En esta página está el correo electrónico al que hay que dirigir la petición de autorización, que respondieron positivamente muy rápidamente
https://www.facebook.com/HaciendaSantaCristina2015

2.-Tramo desde el puerto de la Hoya hasta Peña Blanca que pertenece al parque periurbano Monte la Sierrapor la Orden de 26 de marzo de 1991 , por lo tanto es monte público.

3- Tramo por la finca con referencia Catastral 23900A027001290000SB, también llamada Otíñar.

Partes de la ruta desde el punto de vista de la Geología
1.- Jurásico medio y superior (y algo de Cretácico) en el valle y laderas de Otíñar: cerros Veleta y Calar. En el otro lado, el castillo de Otíñar. Calizas, dolomías y margas; conglomerados y areniscas.

2.- Jurásico Inferior en cerro Matilla y en la otra vertiente en Peña Blanca-Senda Nueva.
Calizas, dolomías y margas; conglomerados y areniscas.

3.-Cretácico inferior desde el Puerto de la Hoya hasta el Cagasebo, incluida la cabecera del barranco de la hoya del Caño ¿Formación Cerrajón?
Turbiditas silíceas. Margas con turbiditas y margocalizas. Calizas bioclásticas, calcarenitas, arenas, margas, dolomías y calizas.

PARQUE PERIURBANO MONTE LA SIERRA
El Parque Periurbano Monte La Sierra es un pequeño paraíso ecológico a pocos kilómetros de la capital jiennense. Los cambios de paisaje se suceden en este espacio pasando de relieves abruptos y accidentados a formas suaves y alomadas.

Desde el barranco de Otíñar hasta el embalse del Quiebrajano se alza una topografía de continuas y escarpadas pendientes, habitada por la vegetación típica del monte mediterráneo con encinas, quejigos y acebuches que se alterna con pinares de repoblación. Los animales con mayor presencia en este enclave son la cabra montés y el jabalí, mientras que en las copas de los árboles se cobija la ardilla y más arriba, en el cielo, vuelan el águila perdicera o el azor.

Los inmensos barrancos, con paredes casi verticales, brindan la oportunidad de practicar la escalada, gracias a las numerosas vías abiertas. Entre las cuevas existentes se conservan algunas muestras de arte rupestre, como en la Cueva de los Herreros.

El dibujo del paisaje de esta sierra está también condicionado por dos valles, el del río Quiebrajano y el de la Cañada de las Hazadillas. Al estrecho barranco horadado por el primero de ellos, se asoma el mirador del Vitor con unas excelentes panorámicas del entorno. Además, en sus inmediaciones se encuentra un interesante dolmen correspondiente al Paleolítico. En el valle de la Cañada de las Hazadillas se encuentran diversas instalaciones para el ocio y la educación ambiental, además de diversas rutas para senderismo o cicloturismo.
http://andaltura.com/andalucia/espacios-naturales-protegidos/parques-periurbanos-de-andalucia/parque-periurbano-monte-la-sierra/


Recursos geológicos cercanos
1.-Calizas del Jurásico Medio del río Quiebrajano (Bríncola)
Aparecen las calizas oolíticas del Jurásico Medio (Formación Camarena) de la Unidad de Grajales-Mentidero (Subbético Externo) con estratificación muy bien observable y con un buzamiento aparente horizontal que forman un espectacular corte vertical demás de 150 m de desnivel sobre el río Quiebrajano que se encaja en las mismas. Este escarpe coincide con el núcleo de un sinclinal muy bien observable desde el castillo de Otiñar situado al sur. En este paraje natural de indudable belleza destaca sobre todo el carácter de la estratificación, paralela, plana y muy continua en la lateral con un espesor por término medio de unos 40 cm. Son principalmente calizas oolíticas y de peloides (grainstone y packstone) de color blanco en corte fresco aunque en superficie por alteración adquieren una pátina característica de color gris.

2.-Serie Jurásico - Cretácico inferior del Castillo de Otiñar
Se accede por el barranco de la Hoya que se encaja en las calizas oolíticas muy bien estratificadas del Jurásico Medio (Formación Camarena). Mirando hacia el norte podemos observar una estructura sinclinal que es la continuación del piegue que forma el cerro donde se asienta el castillo de Otiñar. En un pequeño valle inmediatamente al oeste del castillo aparecen las calizas nodulosas del Jurásico Superior (Formación Ammonítico Rosso Superior) con abundantes ammonites y las calizas margosas blancas del Cretácico Inferior (Formación Carretero). Unos metros antes de llegar a la cima del cerro, observamos una falla normal de dirección noroeste-sureste, que separa las calizas jurásicas, que forman el cerro del castillo, del cretácico margoso, que forma la ladera de pendiente suave situada al sur del castillo. Junto a la entrada principal podemos ver el contacto entre las calizas oolíticas blancas del Jurásico Medio sobre las que se asienta el castillo y las calizas nodulosas rojas del Jurásico Superior.

SENDEROS SEÑALIZADOS
Solamente hemos transitado por un pequeño tramo del sendero "Ruta Natural de La Sierra" del Ayuntamiento de los Villares.

DESCRIPCIÓN DE LA RUTA NATURAL DE LA SIERRA:
La Ruta Natural de la Sierra discurre por caminos rurales y senderos del municipio. Su punto de partida se sitúa en la carretera de Valdepeñas A-6.060, en el carril de acceso a La Urbanización La Carrasquilla (carril de Los Torcales), finalizando en la misma carretera a la altura de Río Frío. Tras dejar el Puerto de Navatrillo, a la izquierda, ascenderemos hasta el Llano de Gamonaz, pasando por el peñón de Beltrán, que queda a nuestra izquierda. Al llegar al barranco llamado de los Neveros, nos desviaremos por el camino que lleva al Puerto de la Hoya procedente de Otiñar. Desde el Puerto de la Hoya comenzamos el descenso por un carril que conecta con la salida del retiro de Pancorbo, en las proximidades del río Frío.
https://www.jaenparaisointerior.es/tematicas/turismo-activo/senderismo/otras-rutas/rutas-naturales-de-los-villares/ruta-natural-de-la-sierra.html

https://www.losvillares.com//wp-content/uploads/medioambiente/sierra.jpg

ARQUEOLOGÍA, HISTORIA Y GEOLOGÍA
Cerro Veleta
En este espacio se superponen restos arqueológicos de dos culturas diferentes. La más antigua es la cultura prehistórica del vaso campaniforme asociada al Calcolítico y al período inicial de la Edad del Bronce. Tienen un desarrollo cronológico entre el 2000 y el 1700 a. C. aproximadamente,

Se puede apreciar una cantera de piedras de las que se extrajeron los menhires y la piedra horizontal del dolmen del collado de los Bastiones. Fue abandonada precipitadamente con la llegada de los paleoceltas. Al lado hay una escombrera. El dolmen está virgen, aunque le faltan materiales que reutilizaron los celtas. Es un caso excepcional de cantera y dolmen asociado.

Posteriormente fue ocupada por la cultura paleocelta sobre el 1.250 años a.C., posiblemente la cultura de los campos de urnas (siglo XIII a. C). Construyeron un tholo o enterramiento colectivo en un alto visible desde muy lejos donde incineraban a los muertos, cuyas cenizas colocaban en un campo de urnas adyacente. En lo alto del cerro Veleta, hicieron unas defensas de la cabaña comunal del santuario celta. Entre el tholo y el cerro formaron una muralla gala o celta (un entramado con un sistema de postes horizontales, y luego relleno de tierra). En medio estaba el torreón de entrada.


Los paleoceltas también ocuparon el barranco de la hoya del Caño / Tinaja / Estoril. Fueron los autores de las grabaciones en el abrigo. Son ideogramas. Cada símbolo representa una palabra o concepto (lluvia, niño, hombre, rio...). También son suyos los petroglifos y la Venus de la Fecundidad, recubierta de pigmento azul que proviene de rocas riolitas u ofitas de la cabecera del cauce.

En el castillo de Otíñar también hay restos de la presencia paleocelta: defensas, salas de juntas o aljibes, cabañas - viviendas…

El castillo de Otíñar tuvo su auge en la época medieval. Pudo tener una ocupación andalusí, como demuestran algunos lienzos de muro con base califal y en la parte superior, almohade. Sin embargo, el castillo que tenemos es castellano de la segunda mitad del siglo XIII al XV, al fijarse las fronteras entre los reinos cristiano y mulsulmán, fue utilizado para la vigilancia del camino viejo a Granada, que subía por la Cañada de las Hazadillas.

El castillo tiene planta alargada, con un recinto construido en mampostería, que aprovecha las defensas naturales en su parte oriental. Los restantes lienzos de muralla tienen más entidad, incluso con un pequeño bastión en su lado oeste. Dentro del recinto, hay restos de edificios de vivienda y un aljibe.

En la parte sur del recinto, situado sobre un roquedal, se construyó un pequeño alcázar, que se mantiene en pie. Está construido en sillería y dispone de una airosa torre del homenaje de dos plantas, situada sobre un risco. Las cámaras interiores de la torre tienen bóveda de medio cañón, construida en ladrillo. La escalera de acceso está adosada a los muros.



-----
GEOLOGÍA DEL VALLE DEL QUIEBRAJANO
Información proporcionada por Pedro Pablo Montes Aparicio en sus didácticas explicaciones durante la ruta de “geosenderismo” del día 30-12-204. Nuestro agradecimiento a sus esfuerzos por explicarnos estos temas tan difíciles de entender y nuestro reconocimiento a sus profundos y extensos conocimientos científicos. Todos los gráficos o láminas son de Pablo, que nos ha dado autorización para publicarlos.

El valle de Quiebrajano se ha formado por las fuerzas de la naturaleza en un movimiento lateral colisionando la base de las actuales montañas de la sierra de Jaén (cerro Matilla es el punto más alto) y sierra de Grajales contra el cerro de San Cristóbal en un proceso de encabalgamiento por el que las partes bajas se elevan apareciendo las actuales montañas citadas, donde sólo había estratos horizontales a modo de llanura.


Este encabalgamiento produjo al mismo tiempo otro efecto contrario: el hundimiento del valle del Quiebrajano o un plegamiento en sinclinal, es decir en forma de V o de valle, quedando su punto más bajo en el cauce del río Quiebrajano.

En consecuencia los materiales más profundos, por lo tanto, más antiguos, son dolomías, calizas nodulosas rojas del Jurásico Superior, que estaban en los extremos, en otras palabras, los dos puntos más altos de la letra V se elevaron, quedando por encima de los materiales más modernos. Este es el caso de la sierra de Propios, actualmente una meseta, que fue una llanura de abrasión de un fondo marino que ha quedado en todo lo alto como la plataforma de un portaaviones, quedando los estratos en su lateral sur totalmente verticales.

Igualmente, en el otro extremo del valle ha quedado cerro Matilla como el punto más alto de estas sierras. A media altura, quedan las calizas oolíticas del Jurásico Medio, por lo tanto más recientes (la Bríncola, cerros Veleta y Calar, etc.)

Por otra parte, por efecto de la gravedad terrestre en la ladera del cerro Matilla, hubo un corrimiento de las rocas calizas cercanas a la aldea de Otiñar, que se desplazaron hacia el fondo del valle al estar colocadas encima de una base de margas arcillosas más resbaladizas, dando lugar a la oclusión de las aguas del río Quiebrajano a modo de presa producida por la Bríncola.

La laguna formada se fue rellenando de tierras aportadas por el río y los arroyos, que fueron sedimentando y al final colmatándola, formando una cascada hasta que se rompió la presa, abriendo un barranco, quedando como está actualmente.

Todas las rocas se produjeron mucho antes por un proceso de sedimentación en fondos marinos. Debemos tener en cuenta que antes del Jurásico, en el Triásico, sólo existía un continente, Pangea, cuyas costas discurrían en nuestra provincia entre Bailén, Linares, Santisteban. Por lo tanto, la mitad inferior de nuestra provincia estuvo bajo las aguas del mar durante mucho tiempo, formándose varias capas de sedimentos o estratos. De ahí la cantidad de fósiles que podemos encontrar en nuestras sierras, restos o cadáveres de animales marinos enterrados en el lodo.

View more external

Waypoint

Abrigo santuario ideogramas y petroglifos

Abrigo santuario ideogramas y petroglifos
Waypoint

Aparcamiento Vítor

Waypoint

Ara o altar

ara o altar
Waypoint

Arroyo de la Hoya Del Caño

Waypoint

Bajada muy difícil y peligrosa

Waypoint

Barranco de la Tinaja - Estoril

Waypoint

Barranco de los Neveros. Cabecera arroyo de la Parrilla

Waypoint

Cantera neolítica vaso campaniforme

Cantera neolítica vaso campaniforme
Waypoint

Casa Pintor

Waypoint

Cerro Calar

Cerro Calar
Waypoint

Cerro del Cagasebo 1588 m

Cerro del Cagasebo 1588 m
Waypoint

Cerro Matilla

Waypoint

Cerro Veleta

Waypoint

Collado de los Bastianes

Waypoint

Cresteo fácil por el límite de municipio

Waypoint

Defensas celtas cerro Veleta

Waypoint

Dolmen vasos campaniformes

Dolmen vasos campaniformes
Waypoint

farallones de calizas oolíticas del Jurásico Medio

Waypoint

Hitos de piedra en la subida

Waypoint

Hitos. Posible seguir la cota evitando algún obstáculo.

Waypoint

La Nava 1460 m altura

Waypoint

Llano de Gamonaz o collado de Peñoncillos

Waypoint

Matorral

Waypoint

Mirador de la Nava

Waypoint

Muralla gálica o celta

Waypoint

Opción a la derecha más fácil hacia el puerto del Raso

Waypoint

Pago las Cimbras

Waypoint

Paleoisla del Jurásico Superior. Piedra roja nodulosa

Waypoint

Paso entre rocas.,

Waypoint

Peña Blanca 1452

Waypoint

Peñoncillos o peñón de Beltrán

Waypoint

Puerta finca la Pandera

Waypoint

Puerto de la Hoya

Waypoint

Puerto Lagunillas o puerto del cerro Calar 958 m

Waypoint

Puerto del Raso

Waypoint

Puerto la Nava

Waypoint

Rocas y lapiaz sin vereda. Atención.

Waypoint

Senda Nueva

Waypoint

Sendero muy abandonado y enmatojado

Waypoint

Sendero señalizado con estaquillas

Waypoint

Simas y diaclasas

Waypoint

Tholo celta (enterramiento colectivo)

Tholo celta (enterramiento colectivo)
Waypoint

Torre homenaje castillo Otiñar

Waypoint

Torreón entrada en muralla

Waypoint

Ventana Tectónica de La Hoya

Waypoint

Veredillas de ganado

Waypoint

Vitor Carlos III

2 kommentarer

  • Bild av Edgardo Losso Mazzucco

    Edgardo Losso Mazzucco 2020-nov-12

    Hermoso cresteo, tal como describe Antonio la ruta no tiene mayores dificultades, pero desde el punto de vista de la dureza hay que estar en una buena condición física para este reto. Los paisajes de la campiña de Jaén que se puede disfrutar son impresionantes en todo el recorrido. Como siempre mi agradecimiento por la excelente organización, el diseño y el liderato del grupo a Antonio Hinojosa y Juan Fran García. A destacar la buena compañía de todo el grupo.

  • Bild av avhinojosa

    avhinojosa 2020-nov-12

    Gracias, Edgardo Losso Mazzucco, por la valoración y el comentario. Es un placer compartir ruta contigo y me alegro de que te haya gustado la ruta.

You can or this trail